La elección de un buen calzado es fundamental para la salud de las personas con diabetes. El “pie diabético” necesita cuidados especiales y no cualquier zapato es recomendable.

image-2358777-heridas-9bf31.png

La diabetes puede causar daños en los nervios (neuropatía) y en la circulación sanguínea de los pies. Un alto y constante nivel de glucosa en la sangre conlleva a entumecimiento y reducción de la sensibilidad; ésto puede generar que la persona tenga lesiones y no las perciba. Si además, la persona, presenta un flujo circulatorio reducido, las lesiones demoran en cicatrizar, incrementándose el riesgo de infección. A esta tríada se le conoce como la Etiología del Pie Diabético. 

Para el tratamiento y prevención del pie diabético, se requieren cuidados básicos como: una adecuada higiene, atención podológica  profesional y el uso de medias y calzado apto para diabéticos.

Un calzado adecuado tiene especial importancia para la persona con diabetes ya que éstos deben ser protectores del pie. Un calzado inapropiado, no sólo no cumple su función protectora, sino que puede provocar lesiones al ajustar los dedos o causar inestabilidad.



CARACTERÍSTICAS QUE DEBE TENER UN BUEN CALZADO PARA DIABÉTICO

A la hora de elegir un buen par de zapatos para diabéticos es importante fijarse en las características del calzado.​​​​​​​ 

LIBRE DE COSTURAS: Los zapatos para diabéticos son aquellos que no tienen ningún tipo de costura en la parte interior. Cuando existe disminución de la sensibilidad y de la circulación, toda irregularidad del calzado, por mínima que parezca, puede provocar lesión en la delicada piel del paciente diabético.

AJUSTE CON VELCRO: Tienen que contar con el espacio suficiente para que el pie se encuentre cómodo en cada pisada. El velcro permite regular el ancho del calzado y así evitamos la compresión del pie y un ajuste inadecuado en los dedos.

MATERIAL SUAVE Y FLEXIBLE: Debe ser preferiblemente a base de pieles blandas y maleables. La piel natural permite cierta transpiración al pie y evita la retención excesiva de humedad. 

TRANSPIRABLE: El calzado que debemos usar tiene que estar forrado en su interior por material transpirable. Esto es fundamental para evitar futuros problemas: como la aparición de hongos o la lenta cicatrización de las heridas que podría causar infecciones.

HORMA ANCHA: el calzado se debe ajustar al estado natural del pie.  El problema de personas que tienen el pie muy ancho es que acaban comprándose un número mayor al que necesitan y esto es perjudicial para el pie ya que aumentan los movimientos de fricción, y además se pierde la relación anatómica que el zapato tiene previamente diseñado de forma estándar.​​​​​​​

image-2359828-KIOL-c9f0f.png
image-2358811-diabetico-16790.w640.png

En CLINICA DECAPIE, buscando satisfacer las necesidades del pie de nuestros pacientes, contamos con una línea especializada de calzado para diabéticos y demás calzado para pies con necesidades especiales. Calzados Pinosos, DTorres, Gasymar y Pie Santo, son algunas marcas españolas con las que trabajamos y que cuentan con las siguientes caracteríticas: 

  • Son elaborados con piel de cordero extra suave para que no oprima el pie.
  • Forro de microfibra On Steam, con sensación y tacto de piel natural, 100% transpirable y extremadamente absorbente.
  • Plantilla de piel acolchada para una mayor absorción de impactos en el talón.
  • Suela de MICROTECH de alta durabilidad y gran resistencia al desgaste.
  • Horma cuadrada ancha para que el pie no esté oprimido y el pie tenga un mayor confort.
image-2358880-PI-e4da3.png
ZAPATO CON VELCRO
image-2358881-PII-e4da3.png
ZAPATO CON CORDONES
image-2358882-PIII-d3d94.png
ZAPATO CON VELCRO
Fuente: Manuel del pie diabético